¿Qué colores utilizar para decorar tu oficina?

oficina

La decoración de su oficina influye en su estado de ánimo e incluso en el desempeño laboral, los colores que se tienen presentes en este espacio transmiten comodidad y equilibro para trabajar según la persona.

 Existen dos tipos de colores: los estimulantes son la gama de rojos, amarillos, anaranjados que sirven para generar más creatividad, decisiones eficientes y rápidas, buen humor y mejores relaciones interpersonales. Ayudan a conseguir un espacio cálido y acogedor

  • El rojo es un color intenso, estimula el ritmo cardíaco y la respiración además de llamar mucho la atención. Es perfecto para los muebles ya que combina con todo, puedes escoger entre varios tonos como: escarlata, vino, marrón, entre otros.
  • El amarillo es un color fuerte y alegre que provoca mayor actividad intelectual, se recomiendan los tonos claros como grisáceos o crema, lo negativo de la elección de este color es lo agotador que puede ser la vista y no se recomienda para personas nerviosas.

oficinass

 El segundo grupo de colores se denominan relajantes con una gama fría de azules y verdes.

  • El azul incita a la productividad de la persona, si lo que buscan es un mejor rendimiento y hacer que la toma de decisiones sea cautelosa, este color es ideal para ello. Pintar las paredes de su oficina con este color es una gran idea.

decorar oficinas

  • El color verde produce un área de trabajo diferente al resto, lo bueno es que combina con  la mayoría de los accesorios  y genera mucha comodidad.

oficina x

Si se toma en cuenta el espacio, lo indiscutible para pintar una oficina pequeña es elegir el color blanco,  su oficina lucirá más espaciosa, se recomienda usar un tono mate, crema o grisáceo, se dice que el color blanco inspira tranquilidad y concentración. Aunque si se ve muy cromático puedes pintar una pared de la oficina de un color fuerte para mejorar el contraste y así complementar la decoración.

 En este contexto, el Feng Shui sugiere colores ideales para ambientar el espacio de trabajo y así armonizar las energías en la oficina, de este modo puede surgir una energía positiva ya que el feng shui no solo afecta en el estado de ánimo de los trabajadores además puede inhibir ciertas conductas. Esta doctrina nos indica que los colores claros generan calma y tranquilidad y los oscuros generan opresión y disminuyen su capacidad creativa y rendimiento laboral.

Además el feng Shui se rige por cinco elementos: madera, metal, tierra, fuego y agua; y cada color está relacionado con cada uno de estos elementos. A continuación mencionamos algunas recomendaciones basadas en esta técnica:

  • El blanco y el gris son colores de metal, son muy luminosos lo cual puede fatigar la vista, si se elige uno de estos dos colores se aconseja combinar con colores contrastantes como el azul.
  • Si se goza con un espacio con buena luz natural es recomendable el color verde en tonos claros, es un color de madera y resulta estimulante ya que es asociado con crecimiento y renovación.
  • Los azules aportan tranquilidad y frescura y el color purpura permite individualidad para jerarquizar oficinas.
  • El rojo y naranja son colores de fuego se relacionan con energía vital pero indican que deben evitarse para la decoración de una oficina ya que no favorecen la concentración.

Así que antes de remodelar tu espacio de trabajo te recomendamos analizar con que gama de colores quieres estimular tu desempeño laboral, y de esta forma, aportar otro granito de arena para el éxito de tu negocio.