Cómo superar el Síndrome de Nido Vacío

síndrome de Nido Vacío

El síndrome del nido vacío es una sensación general de soledad que los padres u otros tutores pueden sentir cuando uno o más de sus hijos abandonan el hogar. Este síndrome, más común en las mujeres, puede ocurrir en ambos sexos.

El matrimonio de un hijo o hija   provoca ocasionalmente sentimientos parecidos, ya que el papel e influencia de los padres a menudo se vuelve menos importante que el del nuevo cónyuge. Es necesario buscar algunas opciones para superar este sentimiento, pues dificulta  el nivel de vida para quienes lo padecen:

soledad

  • Cuando los hijos comienzan su nueva vida lejos de los padres, a estos les queda mucho tiempo disponible, así que lo  ideal es que realicen  algunas actividades placenteras. A lo largo de la vida, las personas siempre sienten el deseo de realizar determinadas actividades que les generan placer, pero las exigencias diarias, en ocasiones, hacen que éstas se vean postergadas. Haz una lista de todas aquellas actividades que te gusten y ponte en marcha para comenzar a hacerlas.
  • Una mascota puede ser una buena opción de compañía para paliar la soledad cuando los hijos dejan el hogar.

pareja

  • Haz a un lado los pensamientos aterradores. Tanto tú como tus hijos estarán mejor si tratas esto como una gran aventura. Ellos experimentarán toda una serie de emociones que van desde temor hasta euforia por sus próximas nuevas experiencias. Para los hijos que están asustados ante la posibilidad de mudarse de casa, es importante tranquilizarlos. Ayúdalos a entender que cuando se integren a su nueva rutina, les será familiar, divertido y próspero.
  • Divierte, has un grupo de amigos de tu misma edad, quizás ellos también estén pasando por la misma situación, salgan, hagan vida social,  así se distraerán un poco.
  • Busquen la forma de estar comunicados con sus hijos. Los primeros días serán los más difíciles para ambos, así que puedes llamarlo en horas donde sueles estar con ellos y tener una pequeña charla. Con el paso de los días puedes ir sustituyendo alguna de estas llamadas con un hobby.
  • Refuerza tu pareja. Cuando tenemos hijos, muchas veces la pareja queda a un lado. Éste es el momento de reforzar tu pareja y de realizar aquellas actividades que habías postergado. Esta es una nueva etapa de la vida que debes disfrutar en su totalidad.

madre e hija

  • Habla con tus amigos o compañeros de lo que estas sintiendo, así podrás desahogarte un poco y te sentirás mucho mejor.
  • Consiéntete. Mientras pasas por el estado de pena, no te olvides de ti. Date un masaje con regularidad, ve al cine de vez en cuando, compra tu caja de chocolates favorita, etc.   Lo esencial es que te ocupes de ti, y tengas en cuenta que en esta nueva etapa la vida apenas comienza.